Aqui compartimos nuestra particular aportación al Día del libro. Los alumnos de 1º de bachillerato han apostado por ser hombres-libro.

A modo de los personajes de Fahrenheit 451, mundo distópico en que los gobernantes queman los libros para hacer desaparecer el pensamiento crítico y la cultura, hemos memorizado partes de libros para entrelazarlos en distintas aulas delante de otros compañeros y así vivificarlos.